13 de febrero, día de los infieles… ¿Casualidad?

Día del infiel: 13 de febrero.
¿Por qué se celebra el día de los amantes?
Día del infiel: 13 de febrero.
¿Por qué se celebra el día de los amantes?
Día del infiel: 13 de febrero.
¿Por qué se celebra el día de los amantes?

 

Previo a todo el romance de las flores, los chocolates y los peluches ridículamente gigantes, se ha establecido un día para todos aquellos a los que se les conoce como «los otros» o «el plato de segunda mesa». Exacto, estás entendiendo bien: el próximo jueves 13 de febrero es la fecha elegida para los infieles como el Día de los Amantes.

¿Por qué se celebra el día de los amantes?

¿Cómo y dónde surgio esta «celebración»?

Aunque no es una fecha oficial, el portal de infidelidad AshleyMadison.com, realizó una encuesta que permitió saber que día celebraban su “14 de febrero” los infieles, los resultados arrojaron la fecha 13 de febrero, un día antes de San Valentín.

Los regalos para la novia o esposa son los típicos, los más sonados, como rosas, chocolates, una cita a cenar o al cine. Pero la amante recibe la originalidad y lo más caro como perfumes, accesorios, lencería, una comida o cena y obviamente la pasión del encuentro íntimo. Es decir, gastan mucho más en «la otra» que en «la oficial«.

Podría interesarte: Ramos originales para el 14 de febrero

Día del infiel: 13 de febrero.

¿Qué más descubrieron con esta encuesta? Pues curiosamente las excusas más comunes de un hombre infiel son las relacionadas con su trabajo, en cambio las mujeres somos mucho más discretas y tenemos mentiras más creíbles relacionadas con amigas (que suelen ser nuestras cómplices) y familiares.

También se dieron cuenta que los infieles dicen más frecuentemente “te amo” que los que no lo son, lo cual se relaciono con sentimientos de culpa por el engaño, pero sin duda alguna lo peor es que aseguraron que cuando le dicen esta frase a sus amantes lo hacen de forma más espontánea y sincera.

¿Ser un buen amante o no serlo?

Ser un buen amante tiene sus ventajas y también tiene sus desventajas. En principio tienes que estar consciente que al ser “el o la amante” te estás ofreciendo a una relación no exclusiva, en la cual existe otra persona un tercero. Además estás aceptando ser la persona a quien le dediquen únicamente los tiempos libres o sea: “Te veo cuando pueda y cuando quiera” porque finalmente lo suyo no es formal.

Plantea si estás dispuesto (a) a ser parte de un engaño, de una relación furtiva y si eres capaz de mantener tus emociones bajo control; porque el amante no tiene derecho a exigir ni a sentir celos. Tú eres la persona con la que él o ella escapa de su realidad, de su vida de pareja y de la rutina. Entiende que papel tienes, que te corresponde y que no.

Te recomendamos leer también: Regalos para sorprender a tu pareja sencillos y originales