Efectos no tan favorecedores del «pasarse de copitas»

Como es de esperarse las bebidas serán protagonistas en nuestras noches de celebración; naturalmente si nos excedemos, éstas harán estragos en nuestra persona.

Aunque sabemos que si tomamos de más, al día siguiente nos sentiremos «morir», lo más importante es saber que las bebidas que consumimos no sólo alteran nuestros sentidos.

También pueden hacer daño a nuestro organismo si abusamos de ellas. Por eso es mejor que sepas cuántas puedes tomar sin que te afecte de manera drástica e irreversible.

La medida adecuada

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda para el consumo diario, 30 gramos para hombres y 20 gramos para mujeres.

Consideremos que una cerveza de 300 ml y de 5 grados contiene 13,2 gramos de alcohol… Creo que haciendo cálculos podremos saber cuántas cervezas podríamos beber.

Efectos no tan favorecedores

Solo para que lo pienses mejor si decides irte de fiesta, aquí te recapitularemos algunos efectos no tan favorecedores del «pasarse de copitas«.

Efectos secundarios

Casi siempre serán desinhibición, euforia y alegría, sin embargo, también hay mareos y hasta pérdida de los sentidos. Si no quieres olvidarte y preguntarte ¿qué paso ayer? mejor contrólate.

amigos-peda-770x504

Malestar o la maligna «Cruda»

Muchas hemos dicho la famosa frase: «No lo vuelvo a hacer», pero sabemos que es mentira y aunque el malestar depende mucho de la bebida que hayas consumido y tu fisiología, cualquier bebida en exceso te provocará un molesto e incómodo estado de «cruda».

Bajarle un poquito a los tragos para divertirnos y no tener problemas de cruda es mejor idea ¿no crees?

1403178562_original_shutterstock_85171396

Efecto depresivo

Aunque al principio nos puede poner muy felices, al final el alcohol termina poniéndonos muy depresivos. Y si vamos a beber para terminar llorando, sintiéndonos mal y cayendo en la depresión o en la realización de alguna locura ¿qué chiste tiene?

Además, hay que considerar que si somos susceptibles al cambio de ánimo, es mejor controlar nuestro consumo para evitar accidentes o problemas graves.

giphy-37

Hígado y corazón

Estos son los dos órganos que más reciente el exceso de bebidas alcohólicas.

El hígado es el primero en resentir los efectos del alcohol, ya que es el encargado de descomponer y eliminarlo de nuestro organismo.

Si recibe una gran cantidad de alcohol, el hígado no funciona correctamente y, no produce de manera adecuada la Vitamina D y la bilis (para el proceso de digestión).

En consecuencia, se comienza a crear un tejido fibroso que, posteriormente, se convierte en una cirrosis sin vuelta atrás. ¿No te gustaría eso verdad?

Mientras que para el corazón, el consumo excesivo de alcohol es tóxico, ya que puede generar insuficiencia cardíaca, haciendo que este órgano se dilate y disminuya su fuerza de bombeo.

tumblr_msvp4dbjeq1sok1pvo1_500

Con esto no estamos diciendo que dejes de beber, por el contrario, beber es bueno para la salud de tu corazón, pues aumenta el colesterol bueno HDL.

Tiene un efecto anticoagulante, o sea, impide que se junten plaquetas y se coagulen; por lo que disminuye las posibilidades de una trombosis, etc.; lo que queremos es tomes con medida y evites excederte.

Además, como mujeres nuestra genética nos traiciona, ya que está comprobado que a diferencia de los hombres el alcohol nos afecta más rápido y con menor cantidad que la que ellos pueden consumir

¡Toma con moderación y evita el exceso!

charlie-sheen-drinking