¿Cómo tener una mejor higiene durante el sexo?

Hablar de higiene sexual no solo tiene que ver con el cuidado de nuestros cuerpos, sino de todos los demás aspectos que abarca el encuentro.

No nos basta con bañarnos bien y dedicarle tiempo al cuidado de nuestra zona íntima. Sino que debemos estar conscientes sobre los distintos riesgos a los que nos encontramos expuestas durante el encuentro.

A continuación te platicamos un poco sobre los aspectos de la higiene que debes tomar en cuenta durante el encuentro sexual. Y de antemano te lo decimos, el preservativo es obligatorio.

Higiene antes del encuentro sexual

higiene sexual (2)

Siempre que tengamos planeado llegar a tercera base con nuestra pareja –o ligue- debemos tomar un baño. Sobre todo, porque las feromonas aumentan el deseo de la otra persona hacia nosotras, por lo que otros olores pueden alterar el grado de atracción.

Lamentablemente, hay algo que también puede influir para disminuir la atracción: el olor de los productos de higiene personal. Lo ideal es utilizar un jabón o desodorante neutro para que no altere tanto nuestro olor personal.

Tampoco los perfumes son muy recomendables, a menos que estos sean aplicados con moderación.

Por su parte, los desodorantes y productos vaginales, usados en exceso pueden destruir la microbiota del área, lo que hará que seamos más propensas a desarrollar alguna infección.

Ah, y no olvides cepillarte los dientes. Hay más bacterias potencialmente dañinas en la boca que en el resto del cuerpo.

Higiene durante el encuentro sexual

higiene sexual (1)

El acto sexual supone un cambio de fluidos y prácticas que a pesar de estar en una relación estable, pueden ocasionarnos algún tipo de infección. De hecho, en escala de menor a mayor riesgo de contagio están el sexo oral, vaginal y anal.

Es por eso que, lo recomendable es seguir este orden si se practican 2 o 3 de estos tipos. Para el último, es importante tener en cuenta lo siguiente: tener excitación suficiente, cambiar el preservativo, si se planea practicar otro tipo de penetración, lavarse.

Esto se debe a que es más probable contraer una cistitis o infección por contaminación.

Otro aspecto que debe ser tomado en cuenta, es la incompatibilidad entre los aceites y el preservativo. Por lo que es importante utilizar lubricantes a base de agua.

Una práctica que puede traer consecuencias, es aguantarse las ganas de ir al baño durante el encuentro. Esto se debe a que en la orina hay sustancias ácidas y armoníacas, diseñadas para ser evacuadas lo antes posible. Por esto mismo, si se mantienen en el cuerpo, aumenta el riesgo de padecer una infección –y de ser transmitida-.

Higiene después del encuentro sexual

higiene sexual (3)

No es necesario ducharse inmediatamente después del encuentro. Lo que sí es recomendable es orinar, ya que el paso de la orina por la uretra funciona como limpiador e impide el desarrollo de bacterias.

Para limpiar los fluidos, es más recomendable hacerlo con papel de baño que con toallitas húmedas. Y no precisamente porque ocasionen alguna infección, sino por cuestión ecológica.

Un último aspecto que debes tener en cuenta, es que el semen en realidad no es antihigiénico –a menos que tu pareja padezca alguna ETS-, por lo que tampoco requiere ser limpiado inmediatamente.

Si te gusta, compártelo..Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Tumblr